sábado, marzo 29, 2008

La ovnilogía como pseudociencia o protociencia en vez de ciencia

Estimados lectores,

por lo general la crítica en contra de la parapsicología así como en contra de la ovnilogía se centra por parte de ciertos escépticos acérrimos en considerar que estas no son ciencias sino pseudociencias.

Concuerdo con que la parapsicología y la ovnilogía no son ciencias tradicionales como uno podría encontrar en relación a otras ciencias comunes y con muchos miembros e incluso contantdo con aulas en donde se estudia y difunde, pero no por ello estas ciencias de lo anómalo dejan de ser ciencias.

Por ejemplo, en estudios relacionados a la parapsicología también se hace uso de mediciones (registros) de estados psicofisiológicos (EEG, MEG, fMRI, ECG, etc) a diferencia de lo que se ocurre con la actividad de las mancias la cual se respeta pero se confunde como si solo esa fuese representativa de la parapsicología.

Del mismo modo en la ovnilogía algunos investigadores desarrollan análisis científicos de registros físicos de OVNIs (fotografías, videos, etc) y esto no tiene nada que ver con la corriente que promueve a la ovnilogía (ufología) con la promoción de extraterrestres.

Aquí ocurre que muchos tratan de mezclar a investigadores de distintas líneas profesionales en un mismo saco. No todos los investigadores son lo mismo, y esto lo saben perfectamente varios escépticos pero aún así siguen tratando de hacernos creer que la ovnilogía y la parapsicología son pseudociencias en el sentido de que no son ciencias, aunque podrían ser pseudociencias en el sentido técnico de la palabra pero la idea de los escépticos es generar la idea infantil y burda de que los que nos dedicamos a estas ciencias somos pseudo-investigadores y que nuestra labor se centra en un quehacer irracional y que no existen estos fenómenos. He allí en donde uno descubre que algunos escépticos no son bien intencionados o simplemente decidieron no investigar más y cerraron su dedicación a la posible explicación de fenómenos inusuales desde una perspectiva distinta a la que ellos se esperaban. Acaso eso no es ciencia?

Ciertamente el investigador de estas materias "fenomenológicas anómalas inusuales" no logra estar 100% de acuerdo con la concepción que muchos tienen de un investigador basado estrictamente en el método científico porque el fenómeno inteligente de fondo no lo permite como nosotros quisiéramos pero eso no quita que sigamos buscando ser serios y tratar de explicarnos los episodios que dan sentido a esta temática así como a nuestra vocación.

Si lo que nosotros hiciéramos fuera solo pseudociencia o protociencia, aún así se estaría generando conocimiento solo que hay que entender que existen ciertos grupos de poder que se han creído con el derecho de imponernos qué es verdad y qué no y cuándo hay ciencia y cuándo no, como si la realidad fuera algo que dependiera de ellos y no de si misma como fenómeno de la vida, como si el sol se pudiera tapar con un dedo, como si la ciencia hubiera partido sólo desde hace unos 3 siglos atrás y no desde los comienzos de la humanidad. De pronto sería bueno volver a revisar en los libros enciclopédicos cuál es la definición de ciencia y de científico y entender que no se lo puede confundir con lo que se entiende por método científico.

Si la parapsicología y la ovnilogía fueran pseudociencias, pues habría que hacer un análisis técnico similar en relación a la psicología, a la psiquiatría, a la sociología, a la religión así como a la filosofía entre varias otras ciencias que según la clasificación de ciertos escépticos debería considerar también a esas profesiones en el mismo grupo, cosa que es un sinsentido.

Validar eso es como decir que la filosofía y a las matemáticas también son pseudociencias pues se basan en abstracciones y especulaciones y en recursos semánticos más que en objetos físicos concretos y reproducibles, lo que en parte es cierto pero no las hace por ello menos ciencia ni menos válidas. El problema no está en la definición de la palabra "ciencia" sino en los que definen la palabra ciencia de una manera inadecuada con claros sesgos ideológicos y a veces religiosos sino políticos y otros variados como los académicos.

Por ejemplo en el caso de las matemáticas, estas son más que nada representaciones simbólicas de un mundo real, en especial abstracciones. Pero no por ello deja de ser una ciencia, pero de pronto personajes como Mario Bunge, un debunker de las según él "pseudociencias" cree que la psicología es una pseudociencia y yo lo emplazo a ver si según sus criterios no lo sería por ello mismo la matemática?

saludos y que estén muy bien

Atte.
Michel
esiomajb@gmail.com
Edición: 050308
Reedición: 300308
Publicar un comentario