miércoles, febrero 13, 2008

Como parapsicólogo: Cobrar o no cobrar? Esa es la cuestión!

Estimados visitantes y parapsicólogos y ovnílogos:

Por lo general es posible encontrar debates en donde la gente discute el hecho de cobrar o no cobrar por nuestros servicios de parapsicólogos u ovnílogos en la sociedad y he aquí que he querido hacer una breve reflexión.

Creo que perfectamente se puede hacer parapsicología gratis, sea a nivel de investigación como a nivel de difusión, y eso en el largo plazo también.

Obviamente todo esto tiene un costo no solo en lo que a gasto se refiere sino en el tiempo que uno le dedica a este tema y que otro lado le quita a otras actividades de la cual podría mantenerse económicamente. En ese sentido, yo soy así y soy un parapsicólogo y ovnílogo a la vez. Ahora bien, se que hay personas que no tienen porque adscribirse a este modelo y no por ello serán menos válidos pero así como existen curas católicos también los hay curas evangélicos que se casan y tienen familia y otros que de allí hacia abajo prestan distintas vocaciones.

El punto es, como bien dicen dicen algunos colegas, que más allá de que uno eliga una u otra alternativa, debemos intentar evitar que haya lucro o estafas y eso se logra a mi entender mostrando la verdad y evitando cualquier tipo de cobro.

Ahora bien, si alguien me dice "vente a investigar un caso en Tukmuntú enafrica" le diré que no cuento con los recursos económicos para hacerlo gratis.

Yo creo que sí se puede hacer un concepto de clases universitarias gratis, y porqué no. Aún así, no necesariamente evitaremos que sigan habiendo fraudes pero lograremos que al menos un buen grupo de personas interesadas en estos temas vean que hay gente que lo hace sin cobrar nada a cambio y ellos tendrán un ejemplo.

Personalmente yo creo haber vivido todas las experiencias paranormales que necesitaba hasta ahora, tantos las benignas como las desagradables, y para ello yo gasté de mis recursos y nadie me lo paga y tampoco le pido a nadie que me pague nada pues el único agradecido con todo esto soy yo porque he crecido como ser humano y como parapsicólogo no tengo solo la vocación como tal (no confundir con fanatismo, ojo!) sino que además veo la vida de una manera totalmente distinta cuando considero que el factor paranormal existe y opera en nuestro mundo, lo que no significa que esté presente o sea parte de las causas de algunos casos pero se que el hecho de que exista, aunque se presente poco o sea poco evidente o no se deje registrar tanto como los usuarios del método científico quieren, ya es un motivo para no poder negar la consideración de este "factor" para analizar los casos, es decir, a diferencia de lso que se dicen "científicos", yo además de eso tengo que considerar la posibilidad (osea verificar o descartar adicionalmente) de que no hay ningún factor (causa o fenómeno o estímulo) paranormal involucrado en un caso. Eso no lo hace la gente, y en parte también les ahorra mucho tiempo porque ni piensan en eso y es posible que muchos casos no tengan nada de paranormal y el hecho que ellos no hayan tomado en consideración la posibilidad de este factor les permitió ser efectivos pero lamentablemente muchos sabemos que existen casos que de partida no se pueden abordar sin tener en consideración este factor paranormal y es allí en donde nuestras facultades y conocimientos nos permiten ser más científicos que cualquier otro investigador "no paranormal" o no parapsicólogo porque al poder detectar que algo existe sabemos que al testigo no le podemos andar sugiriendo por ejemplo, en un caso de halucinación, de que se haga controlar por un psiquiatra porque claramente el asunto no vaya por ahí más allá que el testigo pueda tener un desorden de lo que sea (perceptivo, orgánico, etc etc).

Justamente poder ser un parapsicólogo y poder tener la posibilidad de vivir este tipo de experiencias y ser un agradecido de poder conocer esta "otra realidad" o esta "realidad ampliada" nos permite ser mejores personas aún o incluso más conscientes de cosas que los otros aún toman en broma. Pero he hecho toda esta larga introducción para mencionar que veo una gran diferencia entre aquellas personas que cobran por el tema paranormal (sea en investigación o difusión o ambos) en relación a los que hacen todo gratuitamente y aquí no estoy queriendo decir que a nosotros se nos aparezcan más fenómenos que a los demás pero es el hecho de tener en cuenta lo netamente espiritual y separarlo completamente de lo material-económico, lo que creemos nos ha dado la posibilidad de tener una mejor percepción de este mundo.

Por ejemplo uno no ve a un fantasma vendiendo pólizas de seguro pero si lo puede apreciar en un estado cuasi espiritual, y ese mundo no se entiende muy bien si es que uno anda con la idea de promocionar el caso y de allí poder sacar un dinerillo para poder pagar otros proyectos sino que esta "pureza idealista del investigador" le permite entrar en un contacto más acertivo con esta dimensión paranormal. Obviamente un espíritu se le puede aparecer a un tipo millonario petulante y egocentrista de la misma forma que a un místico pero aquí hablamos de testigos casuales que no son investigadores del tema, pero cuando hablamos de investigadores la cosa cambia mucho. Y lo digo por experiencia pues veo que la mayoría de las personas que viven lucrándose del tema, aún pudiendo ser buenas personas, no logran ir al fondo del asunto porque viven más centrados en cosas mundanales que a todos nos afectan obviamente, pero que aún así no influye tan drasticamente en nuestra sensibilidad para detectar casos paranormales de casos no evidentemente paranormales.

No se trata de que aquí busquemos ser unos santos investigadores, no, no he dicho eso, pero creo que si uno entiende bien el fondo del asunto especialmente por experiencia, sabrá que no se necesita absolutamente nada para tener una experiencia paranormal porque el fondo de los fenómeno y manifestaciones se relaciona con la existencia de espíritus, seres inteligentes desconocidos, los que se aparecen a voluntad y uno puede tener un excelente centro de investigaciones con miles de equipos y en 20 años no poder entrar en contacto con ningún caso significativo, mientras que una persona que investiga a consciencia y sin tener muchos recursos económicos ni siquiera la debida formación, puede ser "elegido" por estas entidades desconocidas para tener una experiencias de contacto. Así de simple es el asunto, y aquí no se necesitan tantos mantras ni iniciaciones porque los casos se dan lo quiera uno o no lo quiera. Es decir, en parte el asunto no depende de nosotros sino de estas entidades.

Por ello mismo creo que en este contacto con estas entidades, o el "encuentro" (por no llamarlo seguimiento de pasos o persecusión) con personas que han tenido experiencias con estos seres obedece a un plano más espiritual que material y eso es lo que quiero recalcar.

Más aún, podríamos decir que en el fondo muchos de los parapsicólogos cumplimos de cierta manera la labor que algunos religiosos dejan de lado o desatienden o reniegan, y es justamente, el hecho de que DIOS creo a otros seres que no se aparecen como algunos cultos religiosos esperarían que se manifestasen (por ejemplo no todas las apariciones de Jesús las llega a saber la iglesia católica). Somos por ello una especie curas de lo paranormal lo que no significa que tengamos a lo paranormal como deidad pero si lo estudiamos para que la gente entienda que esta realidad si existe y que se manifiesta a varias personas y que por ello no se puede llegar y clasificar a estas personas de trastornadas psicofisiológicas u orgánicas, ni menos fanáticos religiosos, sino que requieren un tratamiento especial que en parte podemos asimilar los parapsicólogos pero me queda claro que no cualquier parapsicólogo y a eso voy con que aquí la persona que mejor los puede ayudar son aquellos parapsicólogos que están alejados del mundillo económico y que sólo se centran en el asunto específico de fondo, esto es, el hecho de que estos testigos son contactados o encontrados por seres desconocidos. La sensibilidad de uno de estos parapsicólogos es muy pero muy distinta a la de cualquier otro, pues sabe lo que el testigo necesita pues conoce en parte esa realidad y lo que este debe estar sintiendo. Algo así dificilmente lo llega a plantear o a percibir un parapsicólogo que se gana la vida basado más en publicar y hacer plata de esa publicación (lo que llamaríamos una especia de retorno económico) y no se trata de que ese parapsicólogo sea peor o no se la pueda pero si que en promedio anda preocupado de otras cosas, anda con la mente en otras cosas o se fija en aspectos más fenomenológicos y no en lo puntual y crítico, a saber, lo que el testigo necesita saber de manera conscisa.

Nada sacamos por ejemplo con comentarle al testigo que trate de sacarle fotos o videos o llevar equipos de registro porque aún estando bien esta postura científica, aún teniendo posibles registros de la real existencia de un fenómeno desconocido que se presenta, aún así seguiremos con el problema de fondo de "qué hacer". En este sentido al testigo aún no se le ayuda en nada diciéndole que lo que ve es cierto pues ya lo sabe, pero a él le importa en especial saber "cómo comportarse ante un nuevo episodio?" o "cómo reaccionar si vuelven a presentársele de frente?", o lo que sea, especialmente considerando el hecho de que el fenómeno está presentándose en torno a este testigo y no necesariamente en torno a otros, como es lo que uno se encuentra en los casos más interesantes y más fuertes y que dan "vida" al mundo de lo paranormal.

En este sentido creo que los parapsicólogos que realmente no cobran por lo que hacen están en un nivel espiritual más elevado, o pueden presentir o percibir las cosas de una manera más acorde a las necesidades del testigo. Obviamente siempre hay exepciones a la regla en el sentido de que a veces personas que se dedican a vender el fenómeno pueden llegar a desarrollar esa empatía con el testigo y saber que al testigo no le sirve nada de lo que el aparataje físico ofrece, pero aún así no sabrá qué proponerle al testigo. O lo mismo se puede decir de personas que tienen dones, que aún de pronto haciéndose pagar por sus servicios siguen teniendo estos dones que permiten detectar "el fondo o meollo del asunto" que complica al testigo. Pero creo que esos casos son excepcionales.

En este sentido creo que habría que comentar que cada parapsicólogo se orienta mejor hacia un determinado grupo de testigos y fenómenos, osea, por ejemplo tipos como Maussan que andan vendiendo videos de OVNIs (sean falsos o verdaderos) le sirve a todos aquellos que creen que lo importante es ver un OVNI o que le muestren un OVNI por TV como si eso fuera lo fundamental, pero no pasan a la segunda etapa porque no conocen los efectos de los posibles encuentros con seres desconocidos asociados a la presencia de OVNIs como en los casos de encuentros cercanos o de tiempo perdido o incluso de abducción y contacto (los casos de los contactados).

Cada parapsicólogo tiene un área distinta en donde es más capaz o más especialista. No veo a Maussan pudiendo ser de ayuda para una persona que vive un caso de posesión pues creo que a Maussan solo le interesará hacer un video y luego mostrarlo en TV pero nada de lo que hace le servirá al testigo o paciente o quien sufre la posesión y desde afuera uno solo resumirá que Maussan habría ocupado al testigo solo para exponer su caso en TV pero nunca ayudarlo. De hecho incluso si Maussan fuera ético debiera no mostrar estos videos porque por lo general no cuentan siquiera con la autorización del testigo o Maussan no les indicaría necesariamente al testigo los pros y los contras de que este le permita exhibir los videos relacionados a su caso.

Con esto no quiero decir que Maussan sea mal tipo ni nada de eso! Ojo!

Por eso, con un ejemplo así, creo que es más fácil entender que hay parapsicólogos para todos los gustos. Y también es cierto que un parapsicólogo que no se lucra del tema, también pueda cometer errores y estar lejos del fondo de un caso o fenómeno, obviamente, pero creo que esto es mucho menos recurrente.

Bueno, espero haber podido explicar porqué tengo una postura algo extremista en este sentido, y lo digo por experiencia más que por idealismo.

También creo que es bueno comentar que de alguna manera siento que con lo espiritual no se puede cobrar por ningún motivo porque debemos saber separar las cosas. El hecho que el ser humano actual en las sociedades occidentales haya perdido el valor por lo espiritual puede llegar a ser una complicación para quienes nos dedicamos a este tipo de asuntos, pero por ello mismo significa un desafío que aún sin cobrar absolutamente nada, tiene sus pros y sus contras.
Creo que en este sentido si es posible decir que los parapsicólogos que hacen su labor investigativa y de difusión sin cobrar tienen una mística distinta que no solo se refleja en una mejor comprensión de lo escencial, trascendental y puntual de estos fenómenos y manifestaciones, sino que también están más cerca de este tipo de inteligencias o al menos son más acertivos a la hora de descubrir casos que tienen que ver con lo paranormal de aquellos casos que no necesariamente están relacionados con ello. En parte es posible decir que esta actitud de no cobrar nada por lo que hacen y ser agradecidos por lo que uno ha podido experimentar y asimilar de buena manera es más que un pago a nuestra labor, un regalo, aún siendo que a veces uno tenga que vivir malas o incómodas experiencias con algunas inteligencias de lo desconocido pero eso mismo le permite descubrir que esto es real y que así como le ha pasado a él como investigador o como testigo casual, del mismo modo le puede ocurrir a otras personas y que por ello, al ser un investigador del tema le pueda brindar mucho más apoyo y comprensión a este tipo de testigos.

El hecho de ser un parapsicólogo gratis no lo hace a uno mejor que los demás, pero le permite estar más expuesto o predispuesto a poder estar en una búsqueda más genuina de este asunto casi de modo similar a lo que ocurre con los ascetas aunque obviamente hay que guardar las proporciones pero creo que la analogía es en parte válida.

Del mismo modo, la gente que valora más los asuntos espirituales valorarán más por ello, en uno u otro sentido, las experiencias espirituales que ocurran en este tipo de episodios paranormales y he aquí un aspecto que mucho no pueden entender a menos que vivan este modo de percibir y ver el mundo. No se trata que sea mejor o peor, sino que es comparativamente distinto e incide de manera distinta en el modo de apreciar este tipo de realidades y dado que uno aprende de ello, es por esto mismo y con la debida modestia un mejor conocedor de estos temas y eso permite que para los testigos de fenómenos genuinamente paranormales (místicos, OVNI, etc etc) pudiéramos llegar a ser de mayor ayuda que otros parapsicólogos.

Es en el fondo un asunto de sensibilidades e intuiciones! Además es fundamental recordar que si en estos temas de lo paranormal hubiese una componente netamente espiritual expuesta (evidente) nosotros estaríamos frente a una dimensión de la cual no debemos nunca lucrar porque lo espiritual es justamente eso y ello mismo lo diferencia de la mundanidad y lo materialista.

saludos y gracias por la atenta lectura.

Esperando las debidas críticas en uno u otro sentido, se despide de Uds.

Michel
Edición: 130208
Publicar un comentario